Software de rebanando para impresión 3D

El hardware abierto ha permitido el acceso a la tecnología de fabricación a muchas personas alrededor del mundo…es un fenómeno global reconocido por algunos como la tercera revolución industrial. Sin embargo el éxito del movimiento no hubiera sido tal sin el acceso libre a software de calidad capaz de realizar las complejas tareas digitales  del proceso de impresión 3D.

Partiendo de los modelos digitales creados en algún programa de diseño CAD, se requiere llevar  acabo un proceso llamado “rebanado”, para obtener “lonchas” digitales muy delgadas. Cada “loncha” es un plano bidimensional que será fabricado y apilado por la impresora hasta obtener el objeto sólido. Este método está basado en complejas ecuaciones matemáticas que son realizadas por software especialmente diseñado para ello. Actualmente existen varios desarrollos open-source disponibles en la web, como Slic3r, Skeinforge, Kisslicer y Cura.

Slic3r

En nuestra experiencia, el software Slic3r desarrollado por Alessandro Ranelucci es el más sencillo y refinado, con la posibilidad de configurar perfiles independientes para materiales, impresoras y parámetros de impresión. Es apto tanto para aprendices como para los usuarios más avanzados. Es quizá el software de rebanado de uso más extendido y el que más soporte tiene a través de los foros de discusión en la web. Uno de sus puntos débiles a nuestra manera de ver, es la generación de material de soporte, que tiende a ser excesivo y difícil de remover algunas veces.

SkeinforgeSkeinforge es un rebanador escrito en lenguaje Phyton que fue muy utilizado al comienzo de Reprap. Tiene una gran versatilidad a la hora de opciones de configuración, lo que al mismo tiempo lo hace complejo y poco amigable para principiantes. Su instalación es un poco engorrosa y se ha quedado rezagado en actualizaciones. Sin embargo, los usuarios avanzados gustan de experimentar con sus infinitas opciones avanzadas de configuración.

KisslicerKisslicer por su parte se está consolidando como una alternativa sólida sobre todo por la excelente gestión del material de soporte, cuya cantidad puede ser “ecualizada”  mediante una barra deslizante, además de ser fácil de retirar y afectar poco la estética de las piezas finales. Recomendado para piezas con formas orgánicas.

CuraCura es el caballo de batalla de Ultimaker, la famosa impresora 3D open-source derivada del proyecto Reprap. Cura es más flexible a la hora de cargar y procesar objetos grandes y complejos, lo que es un plus que se agradece…incluso puede obviar “pequeños” errores en la pieza, cosa que en algunos casos no ocurre con Slic3r (nuestro software casi por defecto). Como limitante, sus opciones de configuración no son tan extensas como las de los otros programas.

En fin, cada uno de ellos tiene sus ventajas y desventajas y es decisión final del usuario en función de sus gustos y necesidades.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s